Perseverantes, y obedientes a la llamada del Señor a construir su Reino en la tierra, veintinueve laicos de nuestra Diócesis dieron este fin de semana un gran paso en su empeño por consolidar su formación catequética.

Pertenecen a la Parroquia Nuestra Señora del Perpetuo Socorro, de Sincelejo, donde, de manos del padre Roberson Acosta, en la celebración eucarística de las 7:00 de la mañana del domingo, recibieron el signo que se entrega al finalizar una etapa formativa.

Veintisiete de ellos culminaron con éxito el precatecumenado y por eso recibieron el signo de la cruz. Ahora están listos para la segunda etapa formativa: el catecumenado.

Otros dos laicos que terminaron esta última recibieron el signo de la Palabra y se preparan para continuar con la tercera de cuatro etapas que conforman el estudio en la Escuela Parroquial de Catequistas, de la cual es director el presbítero Acosta.

Con un templo abarrotado de fieles, el ministro recordó que todos estamos llamados a dar frutos y que no eran solo veintinueve, sino toda la asamblea la que debería estar en el altar recibiendo un signo.

El sacerdote invitó a no darle lugar a la flojera, a no ser inútiles e infructíferos, evitando así el fin del Bautismo, que es dar frutos de santidad y ser cooperadores de la obra de Dios.

El padre Ismael Acosta Pineda, párroco en Nuestra Señora del Perpetuo Socorro, felicitó a los estudiantes de la Espac, a quienes les resaltó que todo lo bueno cuesta, e invitó a más laicos a dar el sí al Señor y prepararse en la Espac para saber comunicarlo.

Momentos de la ceremonia grabados en video:

 

Tags: , , , ,