La Iglesia que peregrina en Sucre se unió al rechazo generalizado por el atentado terrorista ocurrido este jueves en Bogotá contra la Policía Nacional y llamó al respeto por la vida.

El padre Adalberto Sierra Severiche, vicario general de la Diócesis de Sincelejo, manifestó su pesadumbre por estos hechos que segaron “de una manera tan cruel e inhumana unas vidas jóvenes”.

“Estos hechos no benefician a nadie ni tampoco favorecen causa alguna; ni política, ni social, ni de ninguna especie, porque la muerte de los seres humanos no es beneficio para nadie”, señaló.

El presbítero consideró que “estas son acciones inútiles, aun cuando causan dolor y mucho daño”.

“La paz no se construye con estos hechos, la paz se construye con voluntad de respeto por la dignidad y los derechos de las personas. Nosotros necesitamos entender esto a corto, mediano o largo plazo, pero es la única forma de poder construir la paz”, subrayó.

El vicario general enfatizó en que todo lo opuesto a la paz “serán fracasos que iremos acumulando por obstinación o por lo que sea. Pero, en todo caso, no vamos a producir paz a fuerza de golpes de violencia”.