La Diócesis de Sincelejo y todas sus dependencias, así como los sacerdotes y el personal de las parroquias, han acatado con sentido de comunión eclesial, de solidaridad humana y de responsabilidad social todas las medidas obligatorias contenidas en los decretos de la Presidencia de la República, la Gobernación de Sucre, las alcaldías municipales y las autoridades sanitarias, como consta en diferentes decretos y comunicados oficiales emitidos por el señor Obispo de Sincelejo.

Los sacerdotes que hacen pastoral en la Diócesis de Sincelejo ayudan a que los feligreses de las parroquias y de sus agregaciones tomen conciencia de la gravedad de la situación y los animan con su ejemplo y con su orientación para que, bajo ninguna circunstancia, se violen las disposiciones de las autoridades civiles. Por eso mantienen cerrados los templos, iglesias y capillas, y se celebran las eucaristías y realizan otros programas de oración y reflexión a través de las redes sociales y los medios de comunicación disponibles, evitando la aglomeración de personas. Esta continuará siendo nuestra forma de actuar hasta cuando las autoridades levanten las restricciones impuestas, ya que la Iglesia católica, a la luz de las sagradas escrituras y el Magisterio de la Iglesia, ha defendido siempre la vida de todo ser viviente y especialmente la vida de todo ser humano. Esta defensa incluye evitar acciones que favorezcan el contagio durante la etapa de mitigación.

Ante noticias ciertas de que un supuesto sacerdote que dice llamarse José Quiroz se presenta en capillas de algunos caseríos y se ofrece para celebrar exequias, contraviniendo las disposiciones episcopales y gubernamentales y poniendo en peligro la salud de las personas, aclaramos que no sabemos quién es, ni si es sacerdote o no, y que, por tanto, no goza de facultades en nuestra diócesis para celebrar ningún sacramento. Está actuando por cuenta propia y lo hacemos responsable de todo lo que pueda ocurrir como consecuencia de esta actuación arbitraria y, en las actuales circunstancias, peligrosa y claramente atentatoria contra la vida de las personas.

Pedimos a los fieles y a los ciudadanos en general observar todo lo prescrito en los decretos y comunicados episcopales y gubernamentales y abstenerse, en consecuencia, de solicitar cualquier tipo de servicio religioso al mencionado señor Quiroz, so pena de incurrir en entredicho canónico.

Dado en Sincelejo el día 13 de abril de 2020.

Original firmado.

+JOSÉ CLAVIJO MÉNDEZ
Obispo de Sincelejo